Saltar al contenido
Cuencos Tibetanos

El peculiar sonido del cuenco tibetano

Como sabes, el sonido del cuenco tibetano está lleno de un aura de misticismo gracias a sus efectivas propiedades de reducción de la ansiedad y del estrés, la mejora de la concentración, y el alivio de los dolores de cabeza. Todo ello, a través de la vibración y el sonido que se produce al golpear o frotar sus bordes con un bazo.

sonido cuenco tibetano
Escucha el mejor sonido relajante con un cuenco tibetano

Qué es un cuenco tibetano y propiedades

Estos cuencos, originarios históricamente de China, el Tíbet, Bután, Japón y Corea, son artefactos de metal con forma de cuenco. También podrás oír que se les llama popularmente “cuencos cantores“.

Cuando los utilizas de la manera correcta, consigues un efecto de equilibrio entre tus dos hemisferios cerebrales, logras regular de manera óptima tu sistema endocrino y estimulas tu creatividad.

Si practicas la meditación, utilizando un cuenco tibetano podrás aumentar tu concentración de manera sencilla. Por ello, es muy útil para todo practicante del yoga.

El origen de los cuencos tibetanos

Estos artefactos se estima que llevan utilizándose desde hace ya unos 3.000 años en la cultura pre budista, durante la Edad de Bronce de la Antigua China. Durante siglos, los lamas y monjes del Tíbet los han venido utilizando para curar la mente y algunos malestares del cuerpo.

Antiguamente, los monjes mantenían en secreto la forma de fabricar estos cuencos y la manera de hacerlos sonar, respondiendo que eran meros instrumentos de vajilla cuando algún extraño les preguntaba por ellos.

Hoy en día, se siguen fabricando estos cuencos de manera artesanal, destacando especialmente aquellos metálicos compuestos de la aleación de siete metales, para el cual cada metal representa un astro: oro para el Sol, plata para la Luna, mercurio para el planeta de mismo nombre, hierro para Marte, plomo para Saturno, estaño para Júpiter y cobre para Venus.

Los beneficios de un cuenco tibetano de 7 metales

Si estás pensando en comprar un cuenco tibetano de 7 metales, con él obtendrás un instrumento perfecto para poner en práctica la musicoterapia. Como sabes, gracias al sonido es posible la curación de una buena cantidad de enfermedades.

El uso de un cuenco tibetano de cuarzo también te reportará unas propiedades parecidas, dada la afinidad de este material cristalino con las sustancias de nuestro cuerpo. El uso de un “cuenco cantor ” te ayudará a equilibrar tus chakras transformando un estado nada beneficioso, como el de ira, ansiedad o tristeza, en uno de paz, relajación y completa serenidad. Mediante estos cuencos tu cuerpo es inducido a un estado de sanación al aumentar su frecuencia vibratoria.

Gracias a su sonido y vibración, conseguirás volverte una persona más productiva, centrada, creativa y equilibrada, alcanzando una sensación de paz con tu propia conciencia.

La claridad mental que lograrás al aprender a tocar tu cuenco tibetano no hará más que reportarte beneficios.

Ahora que te has familiarizado con las propiedades del sonido del cuenco tibetano, podrás empezar a considerar la adquisición de uno, y empezar con su ayuda la regeneración de tu mente y de tu cuerpo de la mano de sus milenarias propiedades sanadoras.